Search

Synaptica

Información sanitaria e innovación social

Category

SAS

El SAS, ese viejo caimán

La estructura profunda del Servicio Andaluz de Salud (SAS), su mesocracia invisible, aguarda, como un viejo caimán durmiente, a que la política institucional termine de bascular y se decante entre el diseño comunitario y la satisfacción individual. Ambos planteamientos estratégicos son permeables a la tentación de la ingeniería social. Ampliar «El SAS, ese viejo caimán»

El desierto demográfico de la sanidad andaluza

Reducir a términos razonables la presión de la población sobre los recursos de la sanidad pública andaluza sólo con dinero es un imposible presupuestario: actualmente el capítulo de personal ya se come aproximadamente el 50% de los 10.000 millones y pico que anualmente debe gastarse esta organización asistencial, con el SAS a la cabeza. La toma de conciencia del pozo sin fondo que implica este enfoque basado en la idea de gasto llevó en su día a los gestores, legislatura tras legislatura, a la conclusión de que si no se podía colmatar nunca ese agujero, la alternativa era hacer rendir más y mejor a lo que hubiese. Los actuales responsables de la Consejería de Salud están en ello y han optado por la idea de la subida salarial como incentivo, hasta donde se pueda llegar, aparcando el relato de la gestión clínica como profesionalismo autónomo capaz de tensionar a la organización. En cualquier caso, el avance del desierto demográfico en la Medicina andaluza es continuo y ello conduce a intentar adoptar casi cualquier medida que pueda frenarlo. Según el estudio de demografía médica del Consejo Andaluz de Médicos de hace unos meses, a día de hoy el 47% de los galenos andaluces tiene más de 55 años. Ello plantea un horizonte complicado, al que ya apuntaban los estudios realizados en este sentido previamente, allá por 2011, por la Consejería de Salud: habrá una profunda sima en la tasa de profesionales en torno a 2029.

Ampliar «El desierto demográfico de la sanidad andaluza»

Contra Susana vivíamos mejor

Se va asentando la nueva gobernanza de la sanidad andaluza. Aparecen en el horizonte presupuestario 700 millones de incremento que servirían básicamente para pagar peonadas de actividad extraordinaria, fidelizar algunas contrataciones y presentar en la mesa sectorial del SAS una buena carnaza para negociar en torno a subidas lineales de sueldo. ¿Cómo se va a hacer frente a ese gasto extra? Como siempre: rebañando dinero de otras consejerías, apretando (más) en consumos intermedios y tirando de deuda pública.

Se acusaba al PSOE de tener un problema de gestión en sanidad. De haber implantado un régimen asfixiante del que solo era posible evadirse mediante una cierta ironía inteligente, dentro de lo que cupiese, como en los tiempos de ‘Hermano Lobo’. Ahora, son PP y Cs quienes legítimamente se enfrentan al desafío de gestionar la realidad, bajo la atenta mirada de Vox.

Este cambio político pone en un brete a quienes fueran algunas de las referencias más críticas dentro del SAS con la gestión socialista, porque ahora se les ha pedido implicación, opinión y propuestas. Se acabó el tiempo de la clandestinidad. Y algunos de ellos empiezan a pensar, desde sus nuevas responsabilidades o acodados en la barrera desde donde siempre vieron los toros, que contra Susana vivíamos mejor.


Creditphoto: http://www.hermanolobodigital.com/

Entre el martillo y el yunque

La realidad empieza a meter presión a los nuevos gestores de la Administración sanitaria andaluza. Ante las expectativas de incrementos retributivos por un lado y las estrecheces presupuestarias, por otro, la Junta de Andalucía se ve, de nuevo, entre el martillo y el yunque. El consejero de Salud del primer Gobierno andaluz PP-Cs dijo tener claro, nada más llegar al cargo, qué es lo que hay que hacer para mejorar la sanidad pública andaluza: básicamente, cuidar a los profesionales y pensar en el paciente. No conozco a nadie decente que no esté dispuesto a sumarse a un aplauso atronador ante esa propuesta. Ampliar «Entre el martillo y el yunque»

Amanecer en la sabana

La diferencia entre la Historia y el periodismo es una mera cuestión de escala. No en vano uno de los mejores libros de Kapuscinski se llama ‘Viajes con Herodoto’. Solo soy capaz de balbucear algo tras el amanecer postelectoral en la sabana andaluza si recurro a esa idea: es un asunto de escala. Si miro la realidad relativa al nuevo Gobierno de la Junta, al tablero parlamentario, a la pulsión de la calle y a cómo queda ahí la cuestión de la sanidad desde la proximidad inmediata, no entiendo nada. Si me alejo y tomo perspectiva, entiendo algo más. Es como si hubiese dos maneras de enterarse de dónde está la hiena con la carroña. Una, preguntarle al guepardo; otra, subirse a un baobad para mirar. Prefiero la segunda, sin duda. Ampliar «Amanecer en la sabana»

El aviso de los chalecos amarillos

Los disturbios de los chalecos amarillos en Francia son un aviso para la sostenibilidad de las prestaciones públicas en España. Porque el fondo de la cuestión no es la ausencia de abundancia, sino su reparto. Decir, como básicamente están explicando los medios generalistas españoles, que estas revueltas son la expresión de un cabreo por la subida del precio de los carburantes es una simplificación excesiva. Y se ignora el riesgo de que es posible que el fenómeno llegue al Estado de las Autonomías español, en nuestro caso aventado por la erosión de los servicios públicos de protección social. Ampliar «El aviso de los chalecos amarillos»

Un mapeo de campaña del #2D

[ACTUALIZADO 19:15 CET 30 NOVIEMBRE 2018] ¿Qué relevancia tiene la sanidad en la campaña de las elecciones andaluzas del 2D? ¿Hablan de ello los partidos políticos? ¿Cómo lo hacen? Realmente, este asunto, ¿le importa a alguien? Desbridar la conversación de Twitter y aplicar sobre ella una capa de geolocalización quizá pueda ayudar a hacerse una idea al respecto. Ampliar «Un mapeo de campaña del #2D»

Sanidad pública y redes sociales: buscando en Twitter a @saludand

Asumir que en España la sanidad pública es una conquista social, desde la posición ectópica de quien no se gana el pan trabajando en el sistema, implica hoy en día una cierta autocondena a la mudez que es consecuencia directa de la perplejidad. Esa perplejidad tiene que ver con el proceso de cambio cultural que define el tiempo que nos ha tocado vivir, del que participa, sin duda, la misma sanidad pública, a la que le ocurren cosas que es incapaz de metabolizar: el bucle que conforman las necesidades de mantenimiento del sistema y la fatiga del andamiaje fiscal que lo hace posible; la rotura (que no ruptura) del pacto social en torno al bien común y su expresión institucional; la instauración en la gestión de las dinámicas public choice de Buchanan; la ausencia clamorosa de la ciudadanía como sujeto político en los escenarios de decisión… Son temas que proliferan, aunque casi nadie sepa que está hablando de ellos, en las mal llamadas redes sociales. Un paseo por Twitter me ha llevado a asomarme a esa realidad fijándome en la actividad que concita a su alrededor una institución de referencia por su notable implantación en el territorio, la Consejería de Salud de Andalucía, a través de su cuenta en esta plataforma social, @saludand. Ampliar «Sanidad pública y redes sociales: buscando en Twitter a @saludand»

Grafo ARS de seguimiento del hashtag #fibromialgia el 12 de mayo de 2016, Día Mundial de la enfermedad. Datos básicos: 2.378 nodos, 3.320 aristas, 426 comunidades. El grafo fue motivo de una interesante conversación que mantuvimos los participantes en el seminario sobre dolor, representación y medicina en personas con fibromialgia, celebrado en la Facultad de Filosofía de la Universidad de Sevilla.

Aprendizaje entre iguales en La Rinconada

Ha finalizado la tercera edición de las Jornadas Universitarias sobre Salud y Comunidad Rural, celebradas en La Rinconada (Sevilla). Un intento más de aprendizaje entre iguales, de deliberación compartida en torno a la salud. Otra expedición cartográfica del proyecto-proceso Salud y Comunidad Rural (y ya empiezan a ser una buena gavilla: El Madroño, Jabugo, Zarzuela del Monte, Carmona, Molina de Aragón, Pobo de Dueñas, Villanueva de Alcorón, Checa), para levantar mapas de innovación social y generar dinámicas de deliberación que desemboquen en una capacidad real de intervención en la realidad. Ampliar «Aprendizaje entre iguales en La Rinconada»

Jornadas sobre salud en La Rinconada

La Universidad de Sevilla, con la colaboración de la Sociedad Española de Farmacia Rural (SEFAR) y el Ayuntamiento de La Rinconada va a desarrollar las ‘III Jornadas de Extensión Universitaria sobre Salud y Comunidad Rural para estudiantes y ciudadanía en general, con la idea de trasladar el conocimiento generado en la facultad aplicado al cuidado de la salud. Es la tercera edición de estas jornadas que, en ediciones anteriores, han tenido lugar en Jabugo (Huelva) y Carmona (Sevilla).
El objetivo de estas jornadas es la traslación del conocimiento generado en la Universidad a la ciudadanía, especialmente a aquellos sectores de la población que han sufrido la falta de oportunidades en el acceso a la formación y la información, y su aplicación al cuidado de la salud. Ampliar «Jornadas sobre salud en La Rinconada»

Todos los miércoles por la tarde, entre el 27 de abril y el 25 de mayo de 2016, III Jornadas de Extensión Universitaria sobre Salud y Comunidad Rural. En La Rinconada. Inscripción gratuita. Solicitados créditos ECTS. Si te gusta el programa, no tienes más que apuntarte y pasarte por el lugar de impartición de las Jornadas, la Hacienda Santa Cruz.

Synaptica